Revista (Blog)

 
GEOLOGÍA
23 de Septiembre de 2009
LAS ZONAS EXTERNAS
GEOLOGÍA | Jose Antonio Díaz  
 
Zonas Externas Internas Cordillera Bética  
En este capítulo se hace una introducción y definición de las denominadas Zonas Externas, o áreas más alejadas del núcleo o "centro geológico" de la Cordillera Bética.

Las Zonas Externas ocupan en la Provincia de Granada extensas áreas. Estos materiales se distribuyen a lo largo de una banda con orientación Oeste-Noreste y con una anchura media de unos 50 Km.

 
 
INDICE:
 
  1.   INTRODUCCIÓN
  2.    DIVISIÓN DE LAS ZONAS EXTERNAS

 

 

INTRODUCCIÓN

Como vimos en el capítulo anterior las Zonas Externas son el conjunto de materiales que se depositaron en el margen continental del suroeste de la Placa Ibérica. Este grupo de rocas se extienden desde el Golfo de Cádiz, al sur de la depresión del  río Guadalquivir y de la Meseta Manchega y se prolongan hacia el Oeste hasta Alicante y más allá en las Islas Baleares (Salvo la Isla de Menorca).

 

                     . 

 

Las Zonas Externas Béticas muestran unas características parecidas a otras zonas externas de las cordilleras alpinas europeas (Alpes, Cárpatos, Dinárides, etc.). Estos materiales se depositaron en lo que sería el margen continental de placa ibérica, constituyendo la cobertera del mismo. Por desgracia los materiales del paleozoico no afloran en las Zonas Externas, salvo en su contacto con la Zona Prebética, por lo que no puede saberse en qué grado afectó al zócalo las deformaciones alpinas que dieron origen a la Cordillera Bética.
 
Las Zonas Externas representan la cobertera sedimentaria del basamento o zócalo de Placa ibérica. Esta cobertera comprende rocas desde edad Triásica hasta el Mioceno inferior-medio. No poseen ningún signo de haber sufrido metamorfismo. Buena parte de las estructuras asociadas a la deformación que sufrieron durante la orogenia alpina son de tipo frágil, lo que indica que siempre han estado en las capas más superficiales de la corteza terrestre.

 

 

DIVISIÓN DE LAS ZONAS EXTERNAS

 

Desde las primeras investigaciones geológicas, realizadas en el primer tercio siglo pasado se  identificaron distintos ambientes geográficos en los que se depositaron los sedimentos que darían lugar a las distintas sucesiones rocas que observamos hoy en día.  Así se estableció una primera subdivisión dentro de las Zonas Externas, en función de la profundidad a que se depositaron las rocas y por tanto de la distancia a la línea de costas, es decir, se usa un criterio principalmente paleogeográfico. De esta forma se estableció la subdivisión dentro del conjunto de materiales de las Zonas Externas: Zona Prebética y Zona Subbética. Veamos las características principales de cada una de ellas.

 

                         .

La división entre Zona Prebélica y Zona Subbética es identificable a partir del Lías superior, hace unos 180 millones de años. Hasta este momento existía una extensa plataforma continental, formada por calizas y dolomías, que confería gran uniformidad a toda la cuenca marina, que se vio alterada por la fracturación y segmentación de la misma. A partir de este momento la homogeneidad se pierde y se forman rocas muy diferentes y con frecuentes cambios de espesor, lo que sugiere que se han creado nuevos medios de depósito.

 

                           .

De esta forma la cuenca quedó fragmentada en una serie de surcos y umbrales. La nueva geometría del fondo marino quedó controlada, a partir de entonces por una serie de fallas más o menos verticales que afectaron tanto a la cobertera sedimentaria como al basamento del borde Sureste de la Placa Ibérica. En la actualidad es posible encontrar situaciones similares en numerosas placas tectónicas. Esta estructuración del borde continental es lo que se denomina “Margen Continental Tipo Atlántico”, que recibe este nombre por la geometría que presenta el borde continental Este (o atlántico) de la Placa Norteamericana, hoy día. Por lo tanto, la formación de los márgenes continentales de tipo atlántico viene sucediéndose desde bien antiguo y es una de las estructuras más características generadas por la Tectónica de Placas.

 

                           .

La compartimentación de la cuenca marina en surcos y umbrales provocó un cambio radical en las condiciones de sedimentación y por ello del tipo de rocas que se formarán en los mismos. En principio es posible detectar un primer surco, de gran profundidad, que es el que separa la Zona Prebética de la Zona Subbética. Los materiales depositados en este primer surco poseen unas características intermedias o híbridas entre las rocas de ambas zonas. Aunque normalmente suelen ser agrupados con otros materiales de la Zona Subbética, se ha pensado que es conveniente darles un tratamiento propio. A este conjunto de rocas se les ha denominado “Unidades Intermedias” o también como “Dominio Intermedio”. A pesar de la utilidad de esta distinción, frecuentemente la literatura geológica, como ya hemos dicho, tiende a incluirlas en la Zona Subbética.

 

 

 

ARTÍCULOS PUBLICADOS DE LA SERIE GEOLOGÍA DE GRANADA
 
 
 

 

 

 
 
 


 
BUSCA BLOG
 
 
     
     
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
 
     
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
 
     
 
 
Apat
 
Museo Casa Natal F. García Lorca
 
Q&P Consultores
 
Turismo de Granada
 
 
 
 

Diseño realizado por

Ayuda
© Naturaleza Nazarí SL 2015. © Todas las imágenes y textos son propiedad de sus autores. Prohibida su reproducción.